Avistado en La Graciosa un guincho anillado en Teno en 2014

 

Nos confirma Agente de Medio Ambiente del Organismo Autónomo de Parques Nacionales (OAPN) que ha sido avistado un Guincho en la zona norte de La Graciosa. A través del Grupo de Ornitología e Historia Natural de las Islas Canarias (GOHNIC) se ha confirmado que el animal nació en 2014 en Teno, y que fue anillado en ese momento por el propio GOHNIC.

Todo indica que el guincho lleva unos días pescando por la isla de La Graciosa, ya que ha sido visto los días 17 y 18 de julio en las zonas de la playa de Ambar y en la Punta del Hueso, al norte de la isla. En esta época de afianzamiento de territorios, el animal puede estar vinculándose a este lugar, por lo que los agentes intentarán hacer un seguimiento e intentar seguir avistando a este ejemplar que vendría a reforzar la delicada situación de la población en la zona.

La espectacular imagen ha sido obtenida por Agente de Medio Ambiente del OAPN.

El guicho o águila pescadora (Pandion haliaetus) se encuentra incluida en la categoría de vulnerable, tanto en el Catálogo Español de Especies Amenazadas (Real Decreto 139/2011, de 4 de febrero, para el desarrollo del Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial y del Catálogo Español de Especies Amenazadas), como en el Catálogo Canario de Especies Protegidas (Ley 4/2010, de 4 de junio, del Catálogo Canario de Especies Protegidas).

No hace demasiados años, era frecuente ver anidar a esta especie en las costas acantiladas de las islas, pero los últimos seguimientos evidencian un decrecimiento importante de la población nidificante en Canarias, con tan sólo siete u ocho parejas territoriales en la actualidad.

Actualmente, Los acantilados de Los Gigantes (Parque Rural de Teno, Tenerife) son el sector de cría más productivo. Sin embargo, esta especie realiza largas migraciones durante sus primeros años de vida, estabilizándose con el tiempo en algún área y volviéndose más sedentaria. De esta manera, individuos anillados en Teno han sido vistos incluso en las costas de Senegal. De ahí la importancia que tiene el anillamiento como herramienta científica y el seguimiento que colectivos como el GOHNIC realizan sobre esta especie.

 

A %d blogueros les gusta esto: